escuela

“SAN JOSÉ OBRERO”

Primeros Pobladores 1323, (8300)
Neuquén, Neuquén
Tel.: (0299) 4423957
colsanjo@speedy.com.ar
Yo te enseño, vos le enseñas,
ellos enseñan

Capacitación en oficios a comunidades rurales mapuche y criollas en situacion de vulnerabilidad social.

Cuando en 1995 los estudiantes del colegio San José  Obrero desembarcaron con sus herramientas en el paraje Colipilli, tierra de la comunidad mapuche Huayquillán, al norte de la provincia de Neuquén, se encontraron con un panorama que se repite (o se repetía hace 15 años) en otras comunidades hermanas: un área sin tendido eléctrico la escuela era el único edificio que contaba con generador-, habitada por un grupo de personas ancladas a la cría de cabras como único medio de vida, y con falta de formación para desarrollarse laboralmente en ámbitos urbanos. Muchos de ellos no concluyen la escuela primaria o son analfabetos.

 

Los jóvenes de la escuela salesiana llegaron a Colipilli para enseñarle a la comunidad lo que ellos habían aprendido en sus clases. Y lo hicieron a lo largo de convivencias de 15 días durante cuatro años seguidos. Al cabo de ese período de trabajo, 14 personas estaban capacitadas en Mecánica del automotor (detección y reparación de fallas); 11 en Herrería y Soldadura; 12 en Electricidad y 11 en Carpintería.

 

Aparte de la capacitación, los estudiantes neuquinos dejaron instalado un Taller de Carpintería para el que, gracias a proyectos presentados en Desarrollo Social de la Provincia, se consiguieron máquinas para mejorar la producción y reducir los costos. Desde la conformación de ese espacio se pudo establecer un contrato con la Municipalidad de El Huecú para construir mobiliario para el Hospital y ventanas y puertas destinadas a viviendas rurales. Además, los carpinteros de Colipilli realizan trabajos para la ciudad de Chos Malal que, a pesar de estar a 60 km de la comunidad, los contrata por ofrecer tarifas competitivas. “En nuestra provincia hay 41 comunidades del pueblo mapuche, que están en situaciones mucho más riesgosas que las de las ciudades”, describe el docente Adrián Zúñiga, Jefe General de Enseñanza Práctica de la escuela. “Están hacinados en las peores tierras de Neuquén y lejos de las ciudades y de todo servicio asistencial. Cuando nuestros chicos llegaron ahí se sorprendieron ante esa situación y eso fue lo que los empujó a llevar adelante el proyecto.”

La experiencia

Los estudiantes de 4° y 5° año brindan capacitación profesional en Carpintería en Madera, Electricidad Domiciliaria, Herrería, Soldadura y Mecánica del Automotor a jóvenes y adultos de comunidades rurales mapuche y criollas en situación de vulnerabilidad social. La experiencia se desarrolla en cuatro etapas: tres de ellas se realizan en la comunidad beneficiaria adonde viajan los estudiantes, y la cuarta en instalaciones del colegio, que invita y financia la visita de miembros de la comunidad.

 

Docente a cargo: Juan Esteban Espinosa, Héctor “Chango” Fernández y Nora Claudia Manso.
Fecha de inicio: 1995.

Participan: 23 estudiantes, 2 directivos y 5 docentes.

Actividad curricular: 15 días al año en horario escolar, y reuniones de dos horas semanales en horario extra escolar.

Reconocimientos:
2007- Premio Especial 10 Años de Educación Solidaria
2005- 1º Premio- Premio Presidencial Escuelas Solidarias
2005- Reconocimiento Legislatura Pcia. de Neuquén
2003- Mención Especial- Premio Presidencial Escuelas Solidarias
2003- Premio Walmart Escuelas Solidarias
2003- Reconocimiento Consejo Provincial de Educación de Neuquén